HISTORIA

Como todas las bebidas artesanales y tradicionales, el origen de este delicioso licor amarillo de limón se pierde en la historia y es parte de varias y contradictorias leyendas y anécdotas de las poblaciones del Sur de Italia, que se transmiten de generación en generación entre las familias de la parte más soleada de la península itálica como Amalfi, Sorrento y Capri. Lo que es evidente sin embargo, es que ya por más de un siglo, este licor de limón llamado oficialmente limoncello desde 1988, es cada vez más popular y apreciado dentro y fuera de Italia por su delicado y a la vez profundo aroma proveniente de los aceites esenciales del limón, los limonoides y flavonoides.

Los inmigrantes italianos dispersados por todo el mundo a partir de los comienzos del Siglo XX, llevaron consigo recetas caseras de sus padres y abuelos, las que fueron luego reproducidas usando productos locales permitiendo así la producción de limoncellos de variadas fragancias y peculiaridades que enriquecen la cultura de servirse un buen aperitivo o digestivo en base a limón.

La historia de nuestro Lemoncello de Altura se origina también en visitas a familias tradicionales de la costa de Amalfi que compartieron sus secretos celosamente guardados por generaciones y que se beneficia de los extraordinarios limones producidos en los tambien soleados Andes Bolivianos.